EL FMI Y EL BANCO MUNDIAL EXIGEN COMO CONTRAPARTIDA A SUS PRÉSTAMOS CONFINAMIENTOS EXTREMOS Y TOQUE DE QUEDA

Mientras el vendepatrias Pedro Sánchez celebra como un éxito personal los 140.000 millones de euros que España va a recibir del “fondo de recuperación europeo contra el Covid” (curiosa denominación, puesto que el desastre económico no ha sido causado por la pandemia, sino por la disparatada ocurrencia de parar el país varios meses hundiendo la economía) se olvida de explicarnos cuáles son las condiciones bajo las que vamos a recibir esa “ayuda”.

Aunque tal vez ya lo esté explicando al anunciar veladamente un nuevo confinamiento -que podría comenzar incluso en agosto, vaticina- y que revela que a cambio de la “donación” los oligarcas financieros cuentan con el hundimiento absoluto de nuestros activos, que luego recomprarán a precio de saldo adueñándose del país.

Enormes prestamos son concedidos a naciones soberanas por El Banco Mundial, el FMI y otros organismos similares, pero las condiciones relacionadas a estos préstamos son raramente comunicadas por los gobiernos a sus ciudadanos.

Un caso reciente en Bielorrusia ha puesto de relieve las condiciones impuestas por estos organismos para la concesión de préstamos para el COVID-19. El Presidente de Bielorrusia, Alexander Lukashenko, ha revelado que la ayuda del Banco Mundial para el coronavirus conlleva condiciones destinadas a imponer medidas de confinamiento extremos, modelar su respuesta al coronavirus como la de Italia, e incluso modificar las políticas económicas que él rechazó por ser “inaceptables”.

Alexander Lukashenko preguntó a los participantes en una reunión para discutir las medidas de apoyo al sector económico real por parte del sistema bancario, “¿Cuáles son los requerimientos de nuestros socios? Se anunció que pueden proporcionar a Bielorrusia 940 millones de dólares en financiación llamada rápida”.

Bielorrusia no se vende; España, por desgracia, sí.

Al mismo tiempo, subrayó que las condiciones adicionales que no se aplican a la parte financiera hundirían el país en vez de reflotarlo.

“Escuchamos las peticiones, por ejemplo, de modelar nuestra respuesta al coronavirus a la de Italia. No quiero que se repita la situación italiana en Bielorrusia. Tenemos nuestro propio país y nuestra propia situación”, ha declarado el presidente.

Según el Presidente, el Banco Mundial ha mostrado interés en las prácticas de control del coronavirus en Bielorrusia.

Está dispuesta a financiarnos diez veces más de lo que propuso inicialmente como muestra de reconocimiento por nuestra eficaz lucha contra este virus. El Banco Mundial ha pedido incluso al Ministerio de Salud que comparta su experiencia. Mientras tanto, el FMI sigue pidiéndonos medidas de cuarentena, aislamientos y toques de queda. No tiene sentido. No bailaremos con la música de nadie”, dijo el presidente.

Bielorrusia es uno de los únicos países europeos que no ha aplicado medidas estrictas de confinamiento del coronavirus. La situación de no restricción es tal, que incluso los servicios no esenciales permanecen abiertos. La liga de fútbol de Bielorrusia sigue en marcha. La única medida restrictiva que Bielorrusia ha adoptado hasta ahora es la prolongación de las vacaciones escolares.

Lukashenko ha expresado la opinión de que un confinamiento era inútil. Muchos científicos de renombre también han expresado opiniones similares. Recientemente, un médico indio desmitificó el relato oficial sobre el Coronavirus. Ha Señalado que “el estrés afecta a la salud” y que el miedo es innecesario porque la gente terminará por desarrollar una inmunidad natural al virus. Es una de las pocas personas que defiende la idea de que la vida debe continuar sin interrupciones.

El Presidente de Bielorrusia no es el primero en haber expuesto la presión ejercida por los organismos mundiales durante la crisis del coronavirus para hacer avanzar sus programas.

Anteriormente, en una revelación asombrosa, el Presidente de Madagascar declaró que la que la OMS le ofreció un soborno de 20 millones de dólares para intoxicar la cura contra el COVID-19, llamada COVID-19 Organics fabricada a partir de Artemisia.

El Presidente de Tanzanía expulsó a la OMS del país después de que las muestras de cabras y papayas dieran positivo en la prueba de COVID-19. Pocos días después de la decisión de Tanzanía, Burundi también expulsó del país al equipo de coronavirus de la OMS por injerencia en los asuntos internos.

También ha sido revelado, en un informe de inteligencia interceptado, que Bill Gates ofreció un soborno de 10 millones de dólares para un programa de vacunación forzosa contra el coronavirus a Nigeria. Tras lo cual, una política italiana ha exigido exigió el arresto de Bill Gates al parlamento italiano. También expuso el programa de Bill Gates en la India y África, así como los planes para la implantación de microchips a la raza humana mediante el programa de identificación digital ID2020.

(Fuente: GreatGameIndia; visto en http://www.verdadypaciencia.com/ y en http://astillasderealidad.blogspot.com/2020/07/el-fmi-y-el-banco-mundial-exigen-como.html)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s