Cazadebunkers.com

Descubre a los desinformadores profesionales

Los nombres prohibidos del crimen de Alcasser

Crimen de Alcasser

Los nombres prohibidos del crimen de Alcasser

EL VIDEO SNUFF DEL CRIMEN DE ALCASSER, QUE EL PÁRROCO DE ALCASSER HABÍA ENTREGADO A FERNANDO GARCÍA Y JUAN IGNACIO BLANCO, VENÍA ACOMPAÑADO DE UNA NOTA ESCRITA EN LA QUE FIGURABAN LOS 4 NOMBRES DE LOS PRINCIPALES IMPLICADOS EN EL CRIMEN.

El programa de Pepe Navarro anunció que iba a hacer públicos los nombres de los Monstruos de Alcasser. Y así lo hizo.

El 29 de Enero de 1997, en el programa televisivo “Esta noche cruzamos el Mississippi“, de Telecinco, se citaron los nombres.

Esta noche cruzamos el misisipi. Crimen de Alcasser

LOS 4 NOMBRES ERAN LOS SIGUIENTES:

1.- ALFONSO CALVÉ. Médico psiquiatra, ex Gobernador Civil de Alicante por el PSOE, que habría sido, supuestamente, el responsable de la trama.

2.- LUIS SOLANA MADARIAGA. Ex Director de RTVE y Telefónica, diputado del PSOE por Segovia, y miembro de la Comisión Trilateral. Hermano de Javier Solana, ex Director General de la OTAN.

3.- JOSÉ LUIS BERMÚDEZ DE CASTRO. Productor de Cine, residente en La Moraleja, una zona de lujo situada en el norte de Madrid; habría estado encargado, supuestamente, de organizar orgías sexuales sádicas y violentas para altos cargos del PSOE.

4.- FRANCISCO LAÍNA. Secretario de Estado para la Seguridad (1981-1982). Un personaje que en los medios escritos ha sido relacionado habitualmente con el 23-F, los GAL, y con la rama española de la Red Gladio de la OTAN, tristemente célebre por sus atentados de falsa bandera, como Fiumicino en Roma, 1985, y el 11-M de 2004 en Madrid.

Según la autopsia realizada por el doctor Frontela, como mínimo 7 personas participaron directamente en el Crimen de Alcasser.

Ésto quiere decir que faltaría por identificar a más participantes directos. Pero de la investigación se desprende que además, durante los actos sádicos contra las niñas, un buen número de personas, más de una docena, asistían comovoyeurs“, “mirones, de las aberraciones.

Estas acusaciones lanzadas por Fernando García y Juan Ignacio Blanco tuvieron su continuación el 31 de Enero de 1997 en el programa “La Mañana” de la Cadena COPE, que dirigía Antonio Herrero, en el que se detallaba que dichas personas formaban parte de “una red de sádicos sexuales”, que habría estado implicada en la desaparición de al menos unas 150 niñas.

Los aludidos interpusieron demandas contra Fernando García, Juan Ignacio Blanco y Pepe Navarro y su programa del Mississippi, los cuales fueron condenados a pagar indemnizaciones, a las cuales se sumaron nuevas condenas de indemnización por declaraciones vertidas posteriormente, entre Mayo y Julio de 1997 en el Canal 9 de Valencia.

Una campaña mediática salió en diferentes medios escritos en defensa de los 4 “acusados”, y justificaban su inocencia culpando a otras dos personas, el ginecólogo Angel Sopeña y el empresario Jose Moisés Dominguez, los cuales, supuestamente, habrían urdido un montaje, por motivos de venganza personal, para implicar al “Clan de la Moraleja” del Triple Crimen.

Una historia un tanto rocambolesca y difícil de creer, ya que ambas personas también tenían conexiones con los mismos acusados, y por tanto, con el mismo Clan de la Moraleja.

Antonio Herrero. Crimen de Alcasser

ANTONIO HERRERO, PERIODISTA APARECE MUERTO

El 2 de mayo de 1998 el periodista Antonio Herrero, joven y vital, apareció muerto, ahogado, mientras practicaba su afición al submarinismo.

El presentador de radio se había atraído muchos y muy poderosos enemigos dentro del Felipismo, denunciando siempre con valentía los enjuagues ETA-PSOE, GAL-PSOE, y el Caso Alcasser.

Hoy en día los servicios secretos se han especializado mucho en cometer asesinatos de tal forma que parezcan accidentes.

EL DESTIERRO DE LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN.

Pepe Navarro fue desterrado de los Medios de Comunicación, y desde entonces no pisó más ningún plató de televisión.

En cuanto a Fernando García y Juan Ignacio Blanco, fueron condenados a pagar fuertes indemnizaciones y a sufrir un calvario judicial durante años.

En 1998 Juan Ignacio Blanco publicó el libro “Qué pasó en Alcasser”, en el que daba todas las claves del triple asesinato.

Pero una sentencia judicial en el año 2000 decretada por un juez, ordenaba que el libro quedara secuestrado de por vida.

SE HA TENIDO ACCESO AL LIBRO SOBRE EL CRIMEN DE ALCASSER

Libro de Juan Ignacio Blanco sobre los crimenes de Alcasser

ÉSTE ES EL PRÓLOGO YA QUE ES UNA CARTA DE AGRADECIMIENTO AL AUTOR DEL LIBRO Y QUE NO APARECE NINGÚN CONTENIDO DEL MISMO.

CON UNA SIMPLE BÚSQUEDA EN GOOGLE PODÉIS DAR CON EL.

Cuando la pluma inicia su camino,difícil tarea tiene. En manos de un genio crea belleza, plasmada en literatura poética, rimas,versos, quizás historia universal, o tal vez el arte se transforma en conocimiento para la Humanidad.

Soy consciente que en este libro no existe nada de esto, no ha sido la intención, pero de lo que si estoy seguro es que Juan Ignacio Blanco ha puesto en él todo el conocimiento que este caso le ha aportado.

Su intención, la de difundir para el conocimiento de todos la verdad más cercana a la realidad, haciendo ver con documentos la falsedad y la mentira de unos pocos.

Yo puedo dar fe que en su pluma hay verdad y ganas de seguir luchando, para que en un futuro próximo, entre todos los que creemos en el ser humano, consigamos un mundo mejor para nosotros, nuestros hijos y lo más importante las generaciones venideras. Esto es una utopía, sólo tenemos que ponernos a trabajar en ello.

No es tarea fácil, pero yo me pregunto:

¿Hay algo más importante que nuestros hijos? Y ahora afirmo: ¡Pues nos los están matando!

En mil novecientos noventa y siete, por desgracia, han muerto varios y hay demasiados desaparecidos, al igual que en otros años.

En nuestro país hay muchas fosas comunes, como la hallada en Castellón, en la que la que también se encontró el cadáver de un niño. ¡Cuánto dolor! ¡Cuánta sinrazón!

Las niñas asesinadas de Alcasser

A Dios le pido cada día fuerzas para continuar. A Miriam, Toñi y Desi, serenidad y un poco de alegría para compensar tanto sufrimiento y poder seguir sin perder el equilibrio.

Vuelvo a pediros nuevamente vuestra ayuda, no me canso. Necesito de todos los hombres y mujeres de bien para atajar a tanto asesino infame, que tiñe de luto a familias enteras para toda la vida.

Pero lo más grave no es el luto, sino las vidas tan jovenes que siegan de raíz con la guadaña del placer maléfico y el dinero maldito de sangre. Con la ayuda de buenas gentes dispuestas a luchar contra esta plaga asesina, lo conseguiremos.

Tuve la suerte de conocer a Juan Ignacio, aunque en honor a la verdad os diré que en mi camino he encontrado muchas personas que han dejado huella en mí, personas que merecen mi cariño, admiración y todo mi respeto.

Por ese mismo respeto no voy a nombrar a ninguna en este prólogo, ya que la lista sería muy larga y no quisiera dejarme a ninguna. Vaya mi pequeño homenaje a todas y cada una de ellas.

En ocasiones como ésta, uno quisiera ser un hombre de letras, para poder expresar con nitidez los sentimientos más profundos sobre alguien, en este caso Juan Ignacio Blanco, del cual por mucho que dijese siempre me quedaría corto, o tal vez alguien pensara que me he excedido en calificativos aduladores, por lo que sólo diré: ¡Juan Ignacio, gracias por ser como eres!

Espero que este libro os guste y os ayude a conocer mucho más la realidad de lo ocurrido desde aquel fatídico 13 de noviembre. Es la intención del autor.

Por mi parte, solamente deciros gracias y que sepáis que seguiremos estando ahí para dar luz a esta oscuridad.

De nuevo, gracias.

Fernando García, “Padre de Miriam”

Relacionado:

Anuncios

En defensa de Quim Torra, Presidente de la Generalitat de Catalunya

De todo lo que estoy leyendo, viendo y escuchando estos días, me quedo con una reflexión que he leído de mi amigo Pere Cardús. En su análisis de hoy viene a explicar que el problema de fondo que se plantea con esta falsa polémica creada respecto al señor Quim Torra es que un intelectual ha llegado a tomar la responsabilidad de ser presidente.

Esto significa que se trata de una persona que, muy probablemente, nunca pensó en su vida que hoy se vería dónde está. Y que, por ello, haciendo uso de su pluma, de sus teclas y sobre todo de sus ideas, expresó libremente lo que consideraba, lo que quería criticar o aquello sobre lo que quería que los lectores reflexionen. Sus ideas, sus relatos, sus artículos eran los de un escritor, pensador y, en cierto modo, un generador de opinión. Dicho sea de paso que a veces cuando uno escribe, precisamente lo que pretende es hacer que se debata sobre una materia, generar lluvias de ideas, fomentar la expresión.

Es curioso que al leer los escritos de Torra que tanto se están criticando, una descubra que pueden entenderse perfectamente y sin ánimo difamatorio, ni racista ni xenófobo. Más bien, responden a situaciones descritas de manera concreta, y, en especial, haciendo alusión a personas que desprecian a los demás. Esto es lo que critica el señor Torra en sus letras, quizás a veces afiladas. O sea: que criticar con vehemencia que ofende, agrede (aunque sea verbalmente), supone, en definitiva, una defensa de la convivencia. Sí, piénselo con tiempo. Y otra cosa: pregunte a quién hable si los ha leído. Hasta ahora, a mí todos me han dicho que no.

Si yo le digo a usted que Xavier García Albiol es un bestia para decir que los rumanos eran delincuentes en Badalona; que Mariano Rajoy es un impresentable para justificar genéticamente las clases sociales; que Jiménez Losantos es un fanático al que le ciega el odio cuando desea muertos y bombardeos , yo estoy haciendo uso de mi libertad de expresión . Porque lo estoy diciendo además en un artículo de opinión, ejerciendo la libertad que se supone que tengo. Me baso en hechos y hago mi valoración personal.

Ahora bien: en el momento en que una persona asume una responsabilidad de representación pública, su libertad de expresión debe circunscribirse al interés general que debe representar. Por tanto, no es lo mismo hacer una afirmación ocupando un cargo público y demostrando así un deseo que se desarrollará a través de unas políticas concretas, como, por ejemplo, el rechazo por parte de ciudadanos hacia la sanidad universal; a las expresiones que un literato o analista pueda realizar en un momento concreto.

Como decía Cardús, de Inés Arrimadas no encontraremos artículos escritos para que nunca dijo nada, porque nunca le dio por pensar, investigar y elaborar ideas más allá de los intereses de una campaña política. Que muy probablemente, ni siquiera no desarrolle ella. ¿Qué quiere que le diga? Lo importante es valorar nuestros políticos por las políticas que defienden y por su honradez como representantes públicos. Y basándonos en eso, no tengo ninguna duda: el PP y Ciutadans han promovido medidas xenófobas y racistas. Y eso es lo que hay que explicar al pueblo.

Lástima que todo esto demuestre que se han intentado sacar de contexto ciertas frases; otros han inventado deliberadamente. ¿Por qué? Porque simplemente, no se quiere un presidente independentista. Pero, como lección, que aprendan los que se han comportado de esta manera tan antidemocrática: si hubieran dejado que fuera investido el que tenía que serlo, se habrían ahorrado quedó en evidencia:

1.- La evidencia de que los xenófobos y fascistas son ustedes, los que articulan una campaña de desprestigio contra quien no lo es.

2.- La evidencia de que no han sido capaces ni siquiera de articular una euroorden de manera apropiada

3.- La evidencia de que no ha habido ningún tipo de delito en los hechos que han explicado al juez de Alemania

4.- La evidencia de que se han gastado casi noventa millones de euros de mi dinero, los de todos los españoles, al enviar policías españoles a apalear los ciudadanos de Cataluña el día que quiso introducir papeles en “urnas de los chinos” (según Montoro).

Dejen de utilizar la justicia, los medios de información y la mentira para intentar tapar tanto despropósito. Háganlo por el bien de España, de esta patria que ustedes tanto dicen querer y que les está quedando hecha una pena.

Fuente: https://www.elnacional.cat/ca/opinio/bea-talegon-quim-torra_268977_102.html

El Consejo General del Poder Judicial manipula las cifras sobre violencia de género.

Hasta dónde llega el poder del femiestalinismo

El Consejo General del Poder Judicial manipula y falsea las cifras sobre violencia de género.

Esta es la denuncia que nos han hecho llegar desde Igualdad Real, acompañada de este breve vídeo en el que se explica, con todo rigor y detalle, como el consejo General del Poder Judicial, el organismo máximo de la judicatura española, manipula y falsea las cifras sobre violencia de género.

Habría que preguntarse quién y para qué objetivos insta a esta manipulación.

En un país en el que no puedes fiarte ni de los jueces (y de los jueces, en general, ya hace mucho que no hay quién se fíe) el Estado de Derecho está roto.

Fuente: http://latribunadecartagena.com/not/5575/el-consejo-general-del-poder-judicial-manipula-las-cifras-sobre-violencia-de-genero-/

Libertad Digital publica que el coheficiente intelectual de los catalanes es muy inferior al del resto de los españoles


La raza catalana

Si algo se puede afirmar ya con certeza indubitada tras todo lo oído en la primera sesión de investidura de ese Torra de la triste estampa es que el hombre y la mujer catalanes resultan ser criaturas poco hechas y anárquicas. Nada extraño si se repara en la desoladora evidencia de que los catalanes y las catalanas llevan cientos de años viviendo en un estado de triste miseria cultural, mental, espiritual y, sobre todo, lingüística. Es cierto, sí, que a menudo catalanes y catalanas dan pruebas de una excelente madera humana, pero procede admitir no obstante que, tanto ellos como ellas, constituyen la muestra de menor valor social y espiritual de España. Si por la fuerza del número llegasen algún día a dominarla, destruirían España. Y difícilmente podría ser de otro modo teniendo en cuenta que, tal como la ciencia ha acreditado sin lugar a dudas, el ADN de los catalanes está muy cerca del de los magrebíes y africanos, a diferencia del resto de los españoles, prácticamente indistinguible este último del tan característico en germanos, suecos, daneses y noruegos.

Así las cosas, nadie debería escandalizarse a estas alturas de que el cociente intelectual de los catalanes y las catalanas, al igual que ocurre con el de los negros y las negras en Estados Unidos en relación al de los blancos y las blancas, sea muy inferior al característico del resto de los habitantes de la Península Ibérica. No pretendo, entiéndaseme bien, que un país haya de tener una distribución genética pura. Pero hay una distribución genética en la población del resto de España que estadísticamente es diferente a la de las poblaciones subsaharianas y a la de los catalanes y catalanas. Y de ahí que tantas madres españolas teman con una comprensible mezcla de horror y pánico que sus hijos puedan confraternizar con niños catalanes en sus juegos infantiles. Algo, esa promiscuidad casual con los retoños de la raza inferior, que provocaría traumáticos lloros en los pobres chiquillos castellanohablantes sometidos al insano roce con la lengua de Pompeyo Fabra. Qué le vamos a hacer si, tal como acredita el conocimiento cabal de la Historia, en las venas de los catalanes y las catalanas impera aún hoy la sangre árabe y africana que las frecuentes invasiones de los pueblos del sur les han inoculado. Transfusión crónica que se revela de modo palmario en su manera de ser, de pensar, de sentir, de hablar en ese privativa jerigonza suya, y en todas las manifestaciones de su vida pública y privada.

Por eso pasa lo que pasa. Porque no hay derecho a que, mientras un agricultor andaluz no puede coger alguna fruta porque no le sale a cuenta, en muchas comarcas de la Cataluña interior, con la contribución del resto de España, reciban ayudas públicas para que se pasen el resto del día en el bar de su pueblo. He ahí la razón última, por cierto, de que tantas voces sensatas y respetables dentro de la buena sociedad española reclamen a los terroristas suicidas del Estado Islámico que se fijen bien en el mapa cuando maquinen cometer alguna carnicería dentro de la Península Ibérica. Pues, como es lógico, desean que todos los muertos, huérfanos y mutilados por ese tipo de crímenes sean, sin excepción, catalanes y catalanas de pura cepa. A fin de cuentas, si algún catalán o catalana quiere librarse de ese riesgo potencial, pongamos por caso la ilustre expresidenta del Parlament Núria de Gispert, con irse a vivir a Cádiz tendría el problema resuelto. Seamos claros. La gran desgracia, nuestra suprema desgracia nacional, es que los catalanes y las catalanas son como la energía, no desaparecen de una vez y para siempre como tantos deseamos en la intimidad, sino que se transforman. Ah, la sucia y maloliente inmundicia catalana, esa que el resto de los españoles hemos de soportar cuando nos desplazamos en nuestros coches particulares y, a diferencia de esos parásitos comedores de cebollas con babero, nos lo pagamos todo de nuestro esquilmado bolsillo. En fin, fuera bromas. Señoras y señores, si seguimos tal que así algunos años más corremos el riesgo cierto de acabar tan tronados como esa raza infecta. Dicho queda. Nihil novum sub sole.

Fuente: https://www.libertaddigital.com/opinion/jose-garcia-dominguez/la-raza-catalana-85093/

Malas artes periodísticas de la ETB contra Josele Sanchez de “La Tribuna de Cartagena”

Video: Lección de periodismo de Josele Sánchez en la Televisión de Vascongadas

La Televisión Pública vasca ETB entrevistaba ayer a Josele Sánchez sobre “La Manada. No se pierdan el vídeo: frente al intento de manipulación mediática de la presentadora de ETB y a la falta de lealtad respecto al modo del programa previamente acordado, nuestro director, sin perder en ningún momento la calma, da una lección de periodismo a la presentadora, argumenta contra la “ideología de género” y, posteriormente, abandona posteriormente el programa. Este enlace debe convertirse en viral.

La Tribuna de Cartagena

A %d blogueros les gusta esto: